Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando las entradas de abril, 2020

Sí, es una oportunidad para el aprendizaje basado en proyectos

Frente a la realidad de tener que diseñar una propuesta educativa institucional para el aprendizaje a distancia -o enseñanza remota, siendo más precisos-, en condiciones muy particulares de maestros y estudiantes viviendo en confinamiento obligatorio, que no se sabe con precisión cuándo terminará, sumadas a todos los problemas pedagógicos asociados a un modelo de aprendizaje nuevo para la gran mayoría, problemas técnicos como la mala conectividad, o problemas habituales en casa que ahora se ven magnificados; parece complicado encontrar una fórmula educativa consensuada que sea sostenible y satisfaga a todos los stakeholders (estudiantes, maestros, líderes educativos, autoridades y padres de familia). Preguntas como, ¿Cuántas horas de clase en línea son ideales?, ¿La formación debe ser sincrónica o asincrónica?, ¿Qué herramientas digitales son mejores?, ¿Se debe dejar tareas?, ¿Las horas asignadas a cada curso, en línea, deben ser proporcionales a las asignadas cuando las clases eran p

¿Cómo hacer que los estudiantes desarrollen habilidades digitales, aprendiendo a distancia?

Vivimos días de grandes retos para las escuelas y, por ende, para los maestros. Entre clases en línea, con problemas de conectividad; creación de contenido digital, sin mucha experiencia o formación previa; creación de actividades de aprendizaje que exijan la elaboración de productos digitales; atención a la diversidad; brindar retroalimentación oportuna y dialógica; dar ánimo a los estudiantes para incrementar su nivel de compromiso; comunicar al colegio sobre los avances, a través de reuniones en línea o documentos; evaluar y registrar el progreso individual de los estudiantes; dar una nueva mirada al currículo para un replanteo; diseñar sesiones de aprendizaje para la educación a distancia; atender a la propia familia, las necesidades de casa, sobreponerse al encierro, jugar con los hijos;... (Podría seguir todo el día, creo; pero no es mi intención deprimir a nadie: incluyéndome). En medio del caos, también debemos ser conscientes que los estudiantes pasan por momentos complicados,